Backstage de No Respires

Informe desde el set, Budapest, Hungría, 2015

fede-alvarez-no-respires

En lo más profundo de una bodega en las afueras de Budapest, el cineasta Fede Alvarez y su equipo han reconstruido las entrañas de una casa solariega ubicada en Detroit. Los exteriores serán filmados en locación en dicha ciudad estadounidense, en una calle que ha sido abandonada casi totalmente por sus antiguos habitantes. Pero los interiores construidos en Hungría son harto particulares. Porque se trata de la casa de un ciego, interpretado por el veterano hollywoodense Stephen Lang, quien interpreta el rol principal de un antiguo miembro del ejército norteamericano que perdió la vista a causa de una bomba. Su casa está ordenada muy extrañamente. Casi todos los muebles han sido empujados hacia las paredes: las alfombras y tapetes están pegados con cinta, un afina capa de polvo recubre las superficies. No existen los periódicos, ni los libros, ni las revistas. Toda la casa despide una sensación de mucho uso y decaimiento.

Este es el set creado para No Respires y al personaje de Lang se le conoce únicamente como ‘el Ciego’. Los realizadores lo han moldeado, al menos inicialmente, como una víctima. Tres ladrones jóvenes invadirán su hogar en Detroit- se trata de adolescentes que buscan propiedades vulnerables en la ciudad mientras intentan recolectar todo el dinero en efectivo que puedan para escapar del área y comenzar una  nueva vida en algún otro sitio. Sin embargo, una vez que han invadido la casa del Ciego, las cosas dan un giro de 180 grados.

Durante un descanso, el director y coautor del guión, Fede Alvarez, explica los orígenes de su inspiración. “Quisimos hacer algo inundado de suspenso”, dice. “Y pensamos, ‘¿Qué elemento podría generar un montón de suspenso?’ En mi opinión, esto se da cuando un personaje decide adentrarse en los dominios de otra persona”.

El realizador uruguayo Alvarez, quien alcanzó el reconocimiento internacional en 2013 gracias a su versión de Evil Dead, el clásico de Sam Raimi, recuerda haber visto The Lovely Bones y cita aquella escena en la que Lindsay (Rose McIver) se adentra ilegalmente en la casa perteneciente al abominable George Harvey (Stanley Tucci). “Fue algo terrorífico”, rememora. “La gente saltaba de sus asientos. Yo me preguntaba, ‘¿Qué los horroriza así? Esto no es una cinta de terror’. Pero es algo que tiene que ver con el hecho de adentrarse en propiedad ajena, porque estás sujeto a las reglas del otro”.

En la más reciente propuesta de Alvarez (y en donde Sam Raimi es productor), cuando los tres ladrones se adentran en los dominios de Ciego, sin duda se hallan férreamente sujetos a las reglas de este hombre. Para empezar, la casa del Ciego ha sido acomodada para satisfacer los caprichos de este hombre.

“No es una casa de Cuidados Especiales”, comenta el renombrado actor Stephen Lang, quien asimismo es un veterano de cintas tan diversas como Gods and Generals y Avatar. “Pero todo ha sido arreglado siguiendo una mecánica caótica. Las alfombras han sido pegadas con cinta para evitar tropezones. Los espejos son irrelevantes, por supuesto. Si observas las paredes podrás notar que el centro del tapiz está desgastado, porque ése es su punto de apoyo, el lugar donde alza su mano, para trazar una parte del trayecto que recorre al moverse por la casa”.

“En realidad, él no desea recibir visitas”, prosigue Lang. “No quiere que le vea nadie. Es una víctima, pero no totalmente. El guion cuenta con unas cuantas sorpresas. Descubrirás que hay motivos por los cuales no desea que otros entren a su casa. Si yo hubiese crecido en un vecindario con este tipo, lo tomaría por una leyenda urbana: ‘¡No te acerques! Ahí vive el tipo ése, el ciego. Está loco’”.

Sin embargo, algo así resulta muy tentador. Obviamente, los realizadores quieren proteger la narrativa y sus innumerables sorpresas, pero podemos asegurar que el sabor único de la cinta ha estimulado a todos los miembros del elenco. “Con esta pieza en particular, una de las cosas que me atrajo fue su extrema ambigüedad”, dice Lang, quien utiliza lentes de contacto blancos para reducir su propia visión. “Este tipo, el personaje que encarno, es, sobre todo, una víctima. En muchos aspectos es como Job. Eso fue lo primero que pensé. Como si se dijera, ‘¿Por qué, Dios? ¿Por qué amontonas todo esto sobre mi espalda?’”

Conforme la historia se despliega el público comienza a caer en la cuenta de que mi personaje ha tenido una vida difícil. Además de su ceguera, ha tenido que vivir con una tragedia que involucra a su hija (lo que a su vez acabó en acuerdo financiero, un rumor que por supuesto llevó a los ladrones a su casa). “La ceguera no es más que una parte. Y luego, cuando estos invasores se adentran, él piensa, ‘¡Yo no he hecho nada para merecer esto! ¡Nada!’ Se trata de una historia realmente sagaz”, concluye Lang. “Esto fue lo que me atrapó en este caso”.

no-respires

Fede Álvarez y Pedro Luque en el rodaje de No Respires

Según el elenco- que incluye a estrellas en ascenso de la talla de Jane Levy, Dylan Minnette y Danny Zovatto como los tres ladrones- las lealtades del público podrían mutar a lo largo de la película. “A Fede le gusta jugar con los papeles principales”, explica Jane Levy, quien trabajó con Alvarez en Evil Dead. “Los protagonistas, las víctimas, todos se mezclan. No podrás adivinar quién sobrevive hacia el final”.

Levy es Rocky, la chica del grupo. “Me gusta porque es una especie de anti-héroe”, dice la actriz. No sé a cuánta gente pueda agradarle, pero espero que la apoyes”. Completando el trío tenemos a Minnette, quien interpreta a Alex, el integrante más joven e impresionable del trío, y a Zovatto, en el papel protagónico de Money, un chico rudo con un historial perturbador.

“Estoy convencido de que tu apoyo a un personaje u otro variará a lo largo de la cinta”, dice Minnette, quien recientemente estelarizó Goosebumps. “Habrá momentos durante los cuales no podrás creer a quién estás apoyando. Creo que en realidad no te decidirás por alguien en concreto sino hasta después de terminada la película. Creo que cambiarás de parecer una y otra vez”.

El actor comenta que el público entenderá muy bien las razones que el trío tiene para poner en marcha su invasión hogareña. “Cada personaje tiene motivaciones personales”, explica. Alex, dice, está desesperado porque anhela estudiar leyes, pero su padre no puede financiar las colegiaturas. Mientras tanto, Rocky es víctima de una madre abusiva, con quien vive en un parque para remolques, y no hay nada que desee más en la vida que escapar de ahí con su hermana menor a fin de comenzar una nueva vida. “Creo que podrían largarse a cualquier lado del mundo”, dice Levy. “Pero su auténtica fantasía son las playas de California”.

El último miembro del grupo es Money, el fanfarrón tatuado. “Me parece que Money solía ser muy diferente un par de años antes”, dice Zovatto, quien estelarizó la exitosa cinta independiente It Follows. “Se ha construido una fachada. Y creo que le enorgullece hacerse pasar por un macho alfa. Pero, al mismo tiempo, espero que se entienda que en realidad no sabe lo que hace. Quiere aparentar que sí sabe, pero él es tan nuevo en esto como los otros dos”.

A pesar de que los adolescentes han sido moldeados como si fuesen los perpetradores, una vez dentro de la casa del Ciego no tardan en volverse víctimas potenciales. El Ciego es mucho más rudo de lo que esperaban- no olvidemos su historial militar- y en su interior bulle por lo menos un oscuro secreto. Los personajes están plagados de ambigüedades.

“Amo las películas que me obligan a tomar partido pero que no aportan respuestas a las preguntas que me hago”, dice Alvarez. “En Evil Dead jugué un poco con estos elementos. A veces, en Hollywood, no tienes mucha opción. Pero puede que los personajes que más me gustan no sean los más agradables. Muchos de los grandes personajes de la historia del cine son harto desagradables. Su moral es sumamente cuestionable”.

“Y esto es justamente lo que intento hacer en esta película- el público no obtendrá unos chicos buenos y un villano. Todos son villanos. Todos ellos hacen cosas terribles, y me refiero a los cuatro. Así que el público tendrá que elegir por sí mismo a quién apoyar”.

La naturaleza de la historia es tan extraña que algunos miembros del elenco siguen debatiéndose, sin poder decidir en qué género encasillarla. “Aquí nos mostramos en total desacuerdo el director, yo y muchas otras personas”, comenta riendo Levy. “A todo mundo le ha dado por llamarle thriller, suspenso. Pero para mí es una película de horror hecha y derecha. Es horripilante. Hay menos sangre que en una cinta como Evil Dead, pero aun así es terrorífica y los sustos y shocks están a la orden del día. Hay derramamiento de sangre, hay violencia”.

Por su parte, Stephen Lang la describe como una cinta de suspenso “con una pizca de horror en la mezcla”. Señala que, “está completamente basada en la realidad, no  hay ni un solo elemento sobrenatural. Sé que es posible crear una cinta de horror con base en la realidad. Pero esta situación es totalmente verosímil”.

“El punto de referencia que esta película intenta alcanzar, y sin duda se trata del punto de referencia por excelencia, es, por supuesto, Psycho”. Añade. “¿Es Psycho una cinta de horror o de suspenso? Es un thriller, no hay duda. El director se muestra de acuerdo con el diagnóstico de Lang. “Nuestra cinta es definitivamente un thriller, pero al mismo tiempo se sitúa en medio a causa de los elementos de horror que sí incluye”, asegura Alvarez.

En cualquier caso, los realizadores concuerdan en un punto: con esta película muy probablemente innovaron. “En la vida hay elecciones muy jodidas, pero tenemos que decidirnos”, comenta Alvarez con una sonrisa. “En esta película podrás ver algo así. Ocurren cosas harto peculiares, que nunca antes habían sido intentadas, sobre todo una escena que no tiene antecedentes. Sabrás de qué va cuando la veas”.

El actor Danny Zovatto se muestra de acuerdo. “Esta película mostrará aspectos desconocidos de nuestro director”, dice. “Es realmente hermosa. Contiene tomas muy bellas. No sabría cómo categorizarla. No tengo idea de cómo lucirá una vez terminada. Creo que las películas de horror de los últimos tiempos han sido una mierda, para serte honesto. Pero esta cinta es asombrosa”.

Alvarez trabajó mucho en la apariencia y ambiente de su cinta, y el diseño de sonido desempeñó un papel primordial, sobre todo por el hecho de que el personaje prominente es ciego. “Yo diría que a los veinte minutos, cuando por fin se han adentrado en casa de este hombre, todo se torna silencioso. El diálogo no es excesivo. Esta película es como una sola gran escena. Desde el principio todo ocurre en tiempo real”.

La meta consistió en incluir muy poca música. “Y la música que hemos incluido está hecha de sonidos que podrías percibir al interior de la casa”, dice el director. “En ese sentido, es bastante peculiar. Todo tiene que ver con el sonido. Estoy tratando de crear una sola escena, muy larga y sin música, y todo ello tiene que ver con el diseño de sonido porque en realidad no hay nada que decir. Podemos oír cosas e incluso podemos ver el hálito exhalado por los chicos”.

El director subraya un momento medular. “En cierta escena, uno de los invasores resulta herido así que, de pronto, debe ocultarse, pero el problema es que se ha hecho daño en las costillas, así que cada vez que respira emite un ruidito. Si no quiere que le descubran tiene que dejar de respirar, pero esto no representa una opción, claro está. La situación generó muchas oportunidades extrañas y divertidas, que supe aprovechar”.

Otro factor clave es la presentación que el director hace de la oscuridad. “Cuando el público vea lo que hemos logrado, lo aceptará como oscuridad absoluta”, dice. “Y así es como luce. Hace unos días le mostré estas escenas a mi hermano y él me dijo, ‘¡Espera un segundo! ¿Cómo hiciste para filmar en la oscuridad?’”

El secreto consiste en implementar la luz emitida por el lente de la cámara. “Así no tienes que vértelas con la proyección de sombras”, dice Alvarez. “Y esto genera una apariencia única. El punto a tomar en cuenta es la tensión que puedes crear con una oscuridad total. Hay un ritmo que subraya el hecho de que los chicos están tratando de escapar del Ciego, caminando en la oscuridad. Y, claro, están totalmente perdidos, mientras que él salta y corre en la oscuridad. Es su casa, la conoce porque la habita”.

“En cierto momento caminan hacia él pensando que están alejándose, pero él está ahí, frente a ellos. El público puede ver la acción. A través de esta técnica puedo mostrar lo que está ocurriendo. Pero los personajes no pueden ver, y esto, una  vez más, constituye la clave de una buena cinta de suspenso”. Sonríe. “Toda la película ha sido construida alrededor del suspenso”.